10 alimentos enemigos de los dientes

Cuidar la salud bucodental mediante el cepillado diario, el hilo dental o el uso adecuado de enjuagues con flúor es fundamental, pero puede no ser suficiente. Nuestros dientes están expuestos a enemigos, como otras tantas partes del cuerpo humano. Así, toda prevención es bienvenida con tal de evitar la placa bacteriana, causante de enfermedades de las encías o las conocidas caries, entre otros. En la protección de la salud bucodental también juega su papel lo que comes, ya que no todos los alimentos contienen las mismas sustancias ni inciden de la misma manera sobre nuestros dientes. Por ello, os proponemos controlar el consumo de estos alimentos enemigos de los dientes:

Alimentos enemigos de los dientes

Golosinas y dulces

Bingo. Los caramelos duros y gominolas pegajosas son muy dañinos para los dientes. Poseen un alto contenido en azúcar y se adhieren a las piezas dentales durante largo tiempo. Esto puede derivar en daños en el esmalte, provocando huecos, y dificultan que la saliva elimine el azúcar. Sin duda, uno de los reyes entre los alimentos enemigos de los dientes.

Bebidas gaseosas

¿Notas los dientes pegajosos después de consumir bebidas gaseosas? Contienen altas cantidades de azúcar y ácido que causan caries, pican el esmalte e incluso van aminorando los dientes. Un buen remedio es enjuagarse la boca tras consumirlos, acostumbrarse a utilizar pajitas para reducir el contacto con los dientes y, a ser posible, que sea controlado. ¡Mucha atención también con las bebidas energéticas!

Pastas

Los carbohidratos como el arroz, la pasta e incluso las patatas son causantes de caries principalmente, por lo que deben consumirse con moderación para no desgastar el esmalte. Estos alimentos ricos en almidón producen ácidos que provocan la aparición de la placa bacteriana. Recuerda cepillarte los dientes tras consumirlos.

Palomitas

Hablar de cine es hacerlo también de palomitas, el ‘amigo’ inseparable de una buena película en la gran pantalla o en casa, pero es importante saber que puede afectar negativamente a tus dientes. Las palomitas tienen un alto contenido de carbohidratos y azúcares que dañan el esmalte.Las bacterias se alimentan del azúcar y producen ácidos que provocan las caries del diente. Dicho esto, no olvides cepillarte los dientes nada más acabes con la bolsa de palomitas.

Café

Aunque existen infinitas variedades, muchas de ellas son bastante ácidas, por lo que además de manchar tus dientes provocan su debilidad. Muy recomendable por tanto ingerir agua tras su consumo o al menos enjuagarse la boca.

Vino

Mucho se ha escrito sobre si tomar una copa de vino tinto al día es saludable o no para el cuerpo. Lo que sí es seguro es que mancha los dientes y provoca sequedad en la boca fruto de los taninos que contiene. De este modo, los dientes se quedan pegajosos y más indefensos.

Ketchup

La salsa por excelencia de los niños y adolescentes contiene vinagre y ácido acético. Traducido en términos de salud bucodental, puede perforar y disolver el esmalte dental. De este modo, el popular ketchup de las hamburguesas es uno de los alimentos enemigos de los dientes. Para contrarrestar su efecto y fortalecer tus piezas es fundamental consumir productos como huevos, cerdo o salmón.

Limones y frutas cítricas

Las frutas cítricas, limones o alimentos ácidos no ayudan al cuidado de tus dientes. Aunque algunos de estos alimentos enemigos de tus dientes son comunes en determinadas épocas del año, lo mejor es controlar su consumo y mantenerlo el menor tiempo posible en la boca.

Pan

Este alimento tan habitual en las mesas de muchas casas afecta a los dientes si su consumo es excesivo. El pan provoca una disminución del esmalte dental, haciendo los dientes más sensibles y delgados si la saliva no realiza su efecto neutralizador.

Frutos secos

Algunos frutos secos son realmente duros, hasta el punto de poder llegar a rajar el esmalte dental. Conviene por tanto masticar bien estos alimentos especialmente poco indicados para las personas que llevan prótesis dentales o aparatos de ortodoncia.

En conclusión, te recomendamos controlar el consumo de estos alimentos enemigos de los dientes. No significa que debas consumirlos, pero sí hacerlo con responsabilidad. Además,  no olvides limpiar tus dientes de inmediato para evitar la formación de placa bacteriana y realizar revisiones rutinarias en tu clínica dental Valencia.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *